Anatomía de una larva Anatomía de una mariposa Ciclo de vida Depredación

Anatomía de una mariposa Monarca

Adulto | Sistema sensorial | Tacto | Oído | Vista | Gusto y olfato

Al l igual que la larva, el cuerpo de la mariposa se divide en cabeza, tórax y abdomen. La cabeza del adulto tiene cuatro estructuras importantes: ojos, antenas, palpos y proboscis

Los enormes ojos compuestos de una mariposa están formados por miles de omatidias cada una de las cuales perciben las imágenes y la luz.
Las dos antenas y los dos palpos están densamente cubiertos por escamas, ambos perciben a las moléculas en el aire y son el sentido del olfato de las mariposas. La proboscis es la lengua modificada a través de la cual succiona el néctar y el agua para nutrirse. Cuando la mariposa no utiliza la proboscis la enrolla.

El tórax está formado por tres segmentos, cada uno tiene un par de patas unido a él; el segundo y tercer segmento tienen también un par de alas unidas a ellos.
Las patas constan de seis segmentos. Al final tienen los tarsos, con ellos se sujetan a las hojas y las flores cuando se posan sobre una planta. Atrás de los tarsos tienen unos órganos con los cuales “prueban” los líquidos dulces. Las Monarcas y otras mariposas de la familia de los ninfálidos, parece que tienen sólo cuatro patas debido a que las dos patas delanteras son pequeñas y están pegadas al tórax.

Todas las mariposas y palomillas (mariposas nocturnas) tienen cuatro alas, dos anteriores y dos posteriores. Pequeñas estructuras las unen al tórax y los músculos unidos a estas estructuras mueven las alas. Las mariposas también pueden mover sus alas cambiando de posición el tórax. Las venas de las alas son tubos de paredes engrosadas, en ellas se encuentra la tráquea, los nervios y el espacio para que fluya la hemolinfa. Las venas también dan a las alas fuerza y soporte.
El abdomen está formado por once segmentos, los últimos dos o tres están fusionados. En las monarcas macho se pueden distinguir dos apéndices en forma de cepillos con los cuales sujeta a la hembra durante el apareamiento.